Julianna Barwick

DSC_6934 (br)Hablar de música alternativa es como hablar de lo que no se conoce y, para que no se sepa que desconocemos, incluimos a los grupos musicales o cantantes bajo un epígrafe único, para dar entender que sabemos de lo que estamos hablando. Es por ello que en la música alternativa acabe de todo, desde lo más bizarro hasta lo más espectacular, aunque desconocido. Un ejemplo de ello es la cantante Julianna Barwick.

Ella es americana, de Missouri y crea canciones a través de una mezcla de sonidos, bucles de los mismos y su propia voz, que en ocasiones puede reducirse a una palabra o una frase. Cuando escuchamos cualquiera de sus temas, nos envuelve un sonido constante, que va evolucionando a través de las capas de sonidos en bucle, que hemos citado anteriormente, hasta crear un ambiente muy particular.

En ocasiones, puede resultar bastante opresivo e incluso que, para el que no está acostumbrado a este tipo de música, pueda alterarnos física y emocionalmente, como yo he podido comprobar al escucharla. Sin embargo, es una música que atrae y que, aunque al principio puede parecer un poco difícil de oír, te va  envolviendo su mundo interior, su forma de ver la música que interpreta y crea de una forma muy artística.

En cuanto a los instrumentos musicales, además  de su voz, va creando sus estructuras musicales a través de un teclado que está con ella siempre en sus conciertos y suelen acompañarlos de otros instrumentos pero no demasiados, para no crear una especie de superposición excesiva de sonidos y música que, seguramente, desvirtuaría en la esencia de la propia creación. Esta artista lleva creando música desde antes del 2006, en el que sacó al mercado primer álbum: Sanguine.

No voy a mentir a los lectores y es por eso que es es importante señalar que no es un tipo de artista para todo el mundo, para todos. Sobre todo, hay que estar abierto a experimentar nuevas formas musicales, sin prejuicios. Hay que tener en cuenta que el universo creativo de cada uno es completamente diferente a otros y, en relación con la música, ocurre lo mismo. Por eso, en la música hay tantas opciones musicales como personas existan.

 

© La Mirilla Curiosa

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: